La Maravillosa Sensación del Amor

Es euforia, extrema euforia. Exceso de optimismo. Felicidad desplegada. Energía desbordada. Caminamos levitando. Nuestros ojos miran todo con la curiosidad de un niño mientras buscamos afanosamente a un amigo para contarles todo.
Ricardo, una tarde de invierno, en Rosario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s